Google+

3.28.2006

lágrimas negras

llora, aunque sea en vano
llora

ante la humillación, ante el desprecio, ante la miseria de los demás,
llora

pero guarda tus lágrimas y sigue adelante.

Peine su flequillo. O déjelo al aire, que más dá. Siempre nos colgarán teléfonos. Ellos se lo pierden. Como canta amaral, somos demasiados y esta es nuestra revolución.